LIGA FEMENINA DÍA

Festival de Avenida para culminar un gran 2017

Moss, defendida opr Menéndez, ayer en Magariños. /CB AVENIDA
Moss, defendida opr Menéndez, ayer en Magariños. / CB AVENIDA

El líder salmantino pasa por encima del colista con una exhibición desde la línea de 6,75 con 10 de 16 en triples

Juanjo González
JUANJO GONZÁLEZSALAMANCA

El CB Avenida, líder de la Liga Femenina, despidió el año 2017 con una aplastante victoria sobre el colista de la competición, el Movistar Estudiantes, al que derrotó por 60-99 en la primera jornada de la segunda vuelta de la Liga Femenina y sumando así su novena victoria consecutiva en la competición doméstica.

No era un partido cómodo para ningún equipo, ya que esta jornada, colocado solo a dos días del fin del año, ha impedido, por ejemplo, que las jugadoras extranjeras se hayan podido ir con sus familias a pasar las necesarias vacaciones de Navidad en un calendario tan apretado como tiene el equipo salmantino. Y pese a ello, las jugadoras del Perfumerías Avenida cumplieron a lo grande en un duelo de trámite para cerrar un 2017 casi de ensueño para el club salmantino en el que ha conquistado el primer triplete de su historia de Liga, Copa y Supercopa y en el que se quedó a escasos minutos de colarse en su tercera Final-Four de la Euroliga.

Con María Asurmendi de baja por su reciente esguince de tobillo y con el golpe que recibió en la nariz Silvia Domínguez en el último entrenamiento, Ortega jugó el partido sin bases para que las dos directoras de juego puedan llegar al decisivo partido de la Euroliga de este miércoles en Polonia ante el Wisla Can Pack, en el que las salmantinas tendrán que ganar para mantener intactas las opciones de estar en cuartos de final y, si es posible, luchar por el tercer puesto del grupo B que le ‘libre’ del Dynamo de Kursk de Lucas Mondelo.

Avenida se pegó ayer un gran baño de confianza para Polonia y especialmente las exteriores, una parcela del juego muy necesitada de ‘mimos’ esta temporada y que ayer en Magariños fue la mejor arma de las de Ortega ante Estudiantes. Nada menos que 10 triples de 16 lanzamientos, aunque el espectáculo fue el del tercer cuarto con 7 triples consecutivos fin fallo del equipo salmantino que sentenciaron el partido. Mestdagh terminó con cinco, Givens con tres y Moss con dos.

Comenzó el partido con Moss como directora de juego junto a Givens, Mestdagh y las interiores Robinson y Nicholls. El equipo charro comenzó apostando por su juego interior ante la más que notable diferencia física y Avenida, con 6 puntos seguidos de Robinson, no tardó en ponerse 2-11 en apenas cuatro minutos y forzar así el primer tiempo muerto de las locales.

El conjunto madrileño, que en ataque apostaba por rápidos blosqueos y penetraciones para intentar buscar ventajas en lanzamientos rápidos, se puso en zona y logró un 7-0 de parcial (9-11). Ortega varió el interior dando entrada a Erika y Gil y con Moss asumiendo galones en ataque las salmantinas volvieron a abrir brecha al final del primer periodo (13-19).

El segundo periodo arrancó con Givens al ‘1’ y con Avenida subiendo rápido por encima de los diez puntos de nuevo gracias a su interior, ahora Elonu y Nicholls. Con 20-34, Ortega apostó por una novedosa fórmula con tres grandes juntas en cancha (Nicholls, Erika y Gil)ante un Estudiantes que no se daba por vencido y que plantó cancha hasta el descanso a pesar de buscar en demasía de los triples (1 de 7 al descanso), al que se llegó con una canasta sobre la bocina de la persistente Givens (24-38).

Siete triples seguidos

El equipo salmantino salió decidido a finiquitar el partido. Y dio un auténtico recital ofensivo ante el colista anotando nada menos que 31 puntos en solo diez minutos, en gran parte por los 7 triples que lograron las de Ortega de manera consecutiva y sin fallo:tres de Givens, dos de Mestdagh y dos de Moss.

Ya logró un 0-9 de inicio y tres poco después y Alberto Ortega ya no espero más a parar el partido porque veía que Avenida había puesto la directa. Pero a la vuelta a la cancha, la belga anotó otro nuevo triple. Y acto seguido llegaron tres seguidos de Givens y un cuarto más de Moss para romper de manera definitiva el partido ( 31-65).Ante eso Movistar Estudiantes solo pudo aplaudir la enorme efectividad del líder y ‘rezar’ para que el chaparrón finalizara cuanto antes y lo hizo con 38-69 tras un intento de Givens desde el centro del campo de anotar un nuevo triple que estuvo a un paso de ser el octavo de este periodo que el conjunto salmantino terminó jugando con cuatro ‘grandes’ (Elonú, Gil, Robinson y Erika).

Con el partido más que decidido, las defensas de los dos equipos brillaron por su ausencia en los primeros minutos del último periodo y los dos equipos aprovecharon para engordar sus particulares estadísticas ofensivas. Al final, Avenida se quedó aun punto de la centena ante un Estudiantes que no bajó los brazos nunca.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos