Baloncesto

El Carramimbre visita al poderoso Manresa de Nacho Martín

Alvarado, en el partido de la primera vuelta. /R. Jiménez
Alvarado, en el partido de la primera vuelta. / R. Jiménez

El equipo catalán agota sus opciones de lograr un ascenso directo que tiene el Breogán a tiro

EL NORTEValladolid

Nueva oportunidad de sellar su presencia en los playoffs para el Carramimbre. Después de la derrota en el derbi ante Chocolates Trapa Palencia (67-72), losde Paco García tienen por delante una prueba aún más complicada si cabe: vencer a ICL Manresa a domicilio. Los catalanes, segundos por detrás de Breogán Lugo, quieren apurar sus opciones de ascenso hasta la última jornada y para ello deberán imponerse a los vallisoletanos y esperar el fallo de los lucenses. Así, las ardillas buscarán una machada de tintes épicos que pueda certificar su puesto en una promoción de ascenso en la que, el rival en primera ronda, podría ser el conjunto manresano.

Con todos los efectivos a su disposición, Paco García buscará devolver al Carramimbre a la senda del triunfo después de caer y cortar una racha positiva de cuatro triunfos consecutivos que valieron tanto para asegurar la permanencia en la LEB Oro como para dejar a tiro los playoffs de ascenso.

Ahora solo falta rematar la faena con uno o dos triunfos en las tres jornadas que le quedan a la fase regular de la campaña. Sin embargo, la empresa de esta semana es la más complicada de todas las restantes.

Segundos en la tabla

Una plantilla y un entrenador, Aleix Durán, llamados al ascenso directo se interponen entre el Carramimbre y la victoria este fin de semana (domingo, a las 19:00 horas). Actualmente los segundos clasificados, las posibilidades de los catalanes de arrebatarle la primera plaza al Cafés Candelas Breogán parecen muy remotas, pero hasta que las matemáticas digan lo contrario, la opción está ahí. No obstante, el elenco de estrellas del Nou Congost (13-2 como locales), comandado por el coloso Jordi Trías, tratarán de conseguir vía playoffs el objetivo que se les encomendó en verano: el ascenso a la liga ACB.

Y no falta talento ni experiencia para conseguir dicho premio. La tercera mejor defensa del campeonato también es el tercer ataque más prolífico de la competición, lo que pone de manifiesto el equilibrio y el trabajo que tiene detrás el ICL Manresa de Aleix Durán. En el apartado reboteador, curiosamente, los catalanes ocupan de nuevo la tercera plaza de la liga, denostando que su puesto en la tabla no es casualidad sino que atiende a la pura estadísticas.

En la pintura, a la figura de un Jordi Trías que ha demostrado a lo largo de la campaña que la LEB Oro se le queda pequeña, hay que sumarle a Jordan Sakho, Ashley Hamilton y al vallisoletano Nacho Martín, que recaló en suelo manresano después de disputar un solo encuentro con el Carramimbre. Dada su superioridad en centímetros, tampoco es casualidad que Manresa sea el segundo equipo que más tapones pone por encuentro disputado.

En definitiva, un poderío interior que asusta y al que deberán dominar las ardillas si quieren tener opciones lejos de Pisuerga. Más allá de la línea de tres, el base Lluís Costa es el motor de un equipo que también sabe encontrar muchos puntos desde la larga distancia, lo que obligará al Carramimbre a realizar un esfuerzo extra para tapar todas las vías. En el partido de ida, además, los manresanos lograron asaltar el feudo carmesí (65-74) con una estelar actuación de Jordi Trías (24 de valoración). Este fin de semana, no obstante, aún lejos de Valladolid, los de Paco García buscarán una machada de playoffs, como la que ya protagonizaron en Castellón hace dos semanas.

Antes de que el equipo se eche a la carretera para disputar su partido ante ICL Manresa, Paco García compareció ante los medios de comunicación para valorar el estado de sus pupilos y al rival: «Lo que está claro es que dependemos de nosotros, así que tenemos que ganar uno, dos… o ninguna. Sacamos dos victorias a nuestros perseguidores y es para disfrutar», ha reconocido el técnico. «El partido de este fin de semana es complicado, pero no será menos el próximo contra el Barça B. Hay que descartar la sensación de que está hecho y tenemos que ganar», ha remarcado.

«Manresa es un equipazo», ha afirmado simple y llanamente Paco García. «Han tenido algunas derrotas sorprendentes, pero vamos a una cancha con muchísimo público y ellos saben que tienen que ir al límite para llegar bien a playoffs», ha afirmado el vallisoletano. «Es un partido con tintes de Liga ACB, yo he estado como jugador, como ayudante del Baskonia… ellos han estado en ACB el año pasado, nuestra ciudad hace unos años y todos preferimos jugar en una pista caliente y vibrante».

Para finalizar, Paco García ha desgranado al conjunto de Aleix Durán: «La pareja Nacho-Trías ha dominado la competición, en el perímetro tienen mucho juego y acierto pero han tenido sus altibajos y eso lo podemos aprovechar», ha concluido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos