Baloncesto Adaptado

El Bidaideak bilbaíno, un hueso duro para el Fundación Grupo Norte

Jasso, en el centro, rodeado de jugadores del Bidaideak vizcaíno. /El Norte
Jasso, en el centro, rodeado de jugadores del Bidaideak vizcaíno. / El Norte

Los vallisoletanos buscan la revancha del partido de ida (65-76) para poder acercarse al 'play-off'

EL NORTEValladolid

El Fundación Grupo Norte viaja a Bilbao para tratar de sorprender al tercer clasificado de la División de Honor de Baloncesto en Silla de Ruedas, el Bidaideak, y poder así escalar posiciones de cara a entrar en la Final Four, ya que aún depende de sí mismo para conseguirlo, y para ello será fundamental tener una mentalidad positiva y la máxima concentración posible.

Los vallisoletanos llegan a este encuentro con la moral reforzada, tras la última victoria cosechada ante el Mideba Extremadura, y con la ilusión de mantener el buen nivel en la recta final de la temporada, para terminarla con el mejor sabor de boca posible, aunque son conscientes de que el Bidaideak Bilbao es un rival potente y que será necesario minimizar los errores y ofrecer un partido redondo.

El conjunto vasco ha demostrado, durante la presente campaña, ser un gran equipo, con jugadores como el norteamericano Jorge Salazar que, junto a su compañero, Peter Turek, son vigentes campeones paralímpicos de baloncesto en silla de ruedas, a los que se añaden los internacionales con España Asier García y David Mouriz, sin olvidar la experiencia de Avendaño, o el otro refuerzo del cuadro vasco, el australiano Jannik Blair.

Ya en el partido disputado en Valladolid, Turek mostró su calidad, anotando 33 puntos, y el conjunto vasco se llevó el triunfo tras imponerse por 65-76, pero el equipo vallisoletano sabe que tiene margen de mejora respecto a ese encuentro y tratará de ofrecer la mejor versión a domicilio, de ahí que hayan preparado con intensidad este compromiso.

El técnico del Fundación Grupo Norte, José Antonio de Castro, podrá contar con toda la plantilla para dicho choque, que se ha conjurado para desplegar una intensa defensa, que es la base del juego vallisoletano, y para mostrar su organización en ataque, con sus referentes ofensivos Lalo Prieto, Juanjo Alonso o Adrián Perez, la capacidad reboteadora y de intimidación en la pintura de Jasso, y la aportación del resto de jugadores, que resulta fundamental para cerrar el círculo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos