El Norte de Castilla

baloncesto

El Ponce asume el reto

Presentación del Ponce Valladolid.
Alejandra de la Fuente y David Barrio. / R. Alonso
  • El equipo vallisoletano regresa a la Liga Femenina 2 con su apuesta por la cantera

Regreso a la categoría de plata del baloncesto femenino. El Ponce Valladolid jugará por tercera vez en la Liga Femenina 2, pero sin olvidar sus raíces, su siempre fructífera cantera. Lideradas por una jugadora de la casa que regresa doce años después, Alejandra de la Fuente; con dos americanas que dan el salto a Europa, April Wilson y Alyesha Lovett; el refuerzo interior de Raby Oliveira y la calidad de las canteranas, el Ponce está decidido a plantar batalla a equipos semiprofesionales y con jugadoras más veteranas. El reto es de altura, pero David Barrio y sus chicas están dispuestas a brillar en una temporada que seguro será dura. Solo una jugadora, Alejandra de la Fuente, supera los 23 años. Juventud sí, pero con calidad y ganas de colocar el ‘basket’ donde se merece. De momento, es el equipo de mayor categoría en el baloncesto local.

En el Centro Cívico de la Zona Sur se presentó esta tarde el proyecto deportivo del club y la campaña de abonados para la nueva temporada. Rodeado por las jugadoras del club, Jesús Manso, presidente de la entidad, señaló que se había solicitado plaza en la LF2 a la Federación Española porque «nos sentimos preparados». Manso enumeró los éxitos deportivos de la cantera del Ponce y destacó que el objetivo del primer equipo «empieza por la permanencia. Tenemos un equipo muy joven y esperemos que podamos revisar ese objetivo con el avance de la temporada».

«Más adelante podremos plantearnos retos más importantes si tenemos el apoyo de la ciudad, los medios de comunicación, las instituciones y las empresas», prosiguió.

«Un año bonito»

Jesús Manso resaltó que, a pesar de la juventud y la falta de experiencia en la categoría que presenta al plantel, «vamos a sacarlo adelante».

El presidente adelantó que el horario de los partidos será los sábados a las 8 de la tarde, aunque el primer encuentro, este próximo sábado, se disputará a las 20:45 horas.

También refirió al presupuesto del club para la nueva temporada. Manso explicó que existe una aproximación del mismo y que sobrepasa los cien mil euros. Más de la mitad de esta cifra se destina al primer equipo. «Tenemos los pies en el suelo, aunque somos un club novato y quizá haya que introducir algunas variaciones», dijo.

David Barrio, técnico del primer equipo del Ponce Valladolid, incidió en «la apuesta por la cantera» que caracteriza al nuevo proyecto en Liga Femenina 2. «Va a ser un año bonito, pero sé que vendrán momentos complicados. Hay que darse cuenta que contamos con solo cinco séniors», aseguró.

El técnico, además seleccionador español femenino U14, pidió más apoyo para el deporte femenino. «Vamos a hacer el mayor ruido que podamos», indicó.

Tató Martínez, gerente del club, se ocupó de presentar la campaña de abonados, que arranca este tarde en centro de El Corte Inglés de Zorrilla. «No hemos querido hacer un abono caro» para así poder atraer al mayor número de aficionados al Lalo García, que será el escenario en el que jugará sus partidos de LF2. «El precio del abono será de diez euros. Los menores de 18 años tendrán la entrada gratuita», comentó.

La canterana Cecilia Aldecoa tomó la palabra en representación de las más jóvenes del primer equipo: «Para mí y toda la gente que formamos parte de la cantera es una oportunidad que nos permite mejorar y crecer en una categoría semiprofesional o profesional».

También habló la ‘veterana’ del equipo, Alejandra de la Fuente, que hizo hincapié en la felicidad que le supone volver a su casa, a su club de siempre. «Necesitamos todo el apoyo para que la competición española se recupere, pues nuestras mejores jugadoras están fuera», aseveró.

El equipo debuta este sábado ante un rival cualificado como el Sant Adriá. Las chicas del Ponce asumen un reto tan ilusionante como complicado por su juventud.