José Zorrilla en esencia visto por la historia

Ana Redondo, concejala de Cultura, escoltada por Pedro Ojeda y Eduardo Pedruelo. /El Norte
Ana Redondo, concejala de Cultura, escoltada por Pedro Ojeda y Eduardo Pedruelo. / El Norte

Un catálogo coordinado por Eduardo Pedruelo y con la participación de historiadores, filólogos y escritores resume la vida y obra del dramaturgo vallisoletano y complementa la exposición 'Mi exclusivo nombre de poeta'

El Norte
EL NORTEValladolid

Algunos de los juicios preconcebidos y mitos en torno a la figura de José Zorrilla han quedado diluidos después de un año de celebraciones en torno al bicentenario de su nacimiento (1817-2017) que ha fijado su imagen y legado a la luz de la modernidad mediante una visión nueva y actualizada. «Los clásicos tienen que estar en la calle y no en las estatuas», ha resumido en Valladolid el historiador Pedro Ojeda, partícipe del catálogo de la exposición 'Mi exclusivo nombre de poeta', presentado esta mañana con la participación de algunos de sus catorce autores entre historiadores, filólogos y escritores.

Entre los clichés sobre Zorrilla que han perdurado desde el siglo XIX, Ojeda ha mencionado la fama de versificador fácil, su cercanía al poder y estirpe reaccionaria, en algunos casos alentados por el «gran éxito y popularidad que tuvo desde muy temprano, algo que no se perdona en España», ha apostillado.

La longevidad del poeta para la época, vivió 76 años, permitió que su obra navegara en medio de estéticas diferentes, principalmente el Romanticismo, «pero ahora hemos descubierto que se anticipó con cosas que luego hicieron los modernistas y también la sociedad», ha explicado Ojeda. «Fue el poeta más célebre de su generación y pocas facetas de su vida han escapado a la controversia», ha apuntado por su parte Eduardo Pedruelo, coordinador del catálogo y director del Archivo Municipal de Valladolid donde se custodia un importante legado de Zorrilla en forma de manuscritos, libros, cartas, fotografías y otros enseres.

La mayor parte de ese fondo engrosa la exposición 'Mi exclusivo nombre de poeta', inaugurada el pasado 29 de septiembre y que después de su clausura, el 30 de abril próximo, viajará en un formato más reducido hasta Sevilla (Círculo Mercantil), la ciudad donde Zorrilla ambientó El Tenorio que le ha dado fama perpetua.

«Los clásicos tienen que estar en la calle, no en las estatuas»

«Los clásicos tienen que estar en la calle, no en las estatuas» Pedro ojeda, historiador

La edición de este catálogo, no solo consistente en un recorrido visual por la exposición, representa a través de los estudios una puesta al día de la personalidad, figura y leyenda del poeta vallisoletano, al tiempo que ofrece a especialistas y lectores «una fuente impresionante de datos sobre el Romanticismo y el siglo XIX español», en palabras de Ojeda.

Divulgación e investigación, para enfocar al poeta con la luz de la actualidad, es el objetivo del programa conmemorativo del bicentenario de su natalicio, promovido por el Ayuntamiento de Valladolid y que ha coordinado Paz Altés como directora de la Casa Museo Zorrilla.

Iniciado el pasado febrero, culminará en los primeros meses de 2018 para tratar de trascender la imagen de Zorrilla más allá de la celebración puntual de una efemérides, ha manifestado por su parte la concejala de Cultura y Turismo, Ana Redondo.

A ello ha contribuido, además de la reedición de la obra completa del poeta, narrador y también dramaturgo, la exposición y el catálogo en el que han participado, entre otros autores, los profesores universitarios Celso Almuiña, Enrique Berzal y Raquel Sánchez que además es la comisaria de la exposición que la Biblioteca Nacional dedica actualmente a Zorrilla.

La época, fama y personalidad, sus estancias en Burgos, Torquemada (Palencia) y Méjico, el análisis de la poesía, su vertiente teatral y la veta simbolista de sus versos figuran en esos análisis que también han firmado Mar Sancho, Ángela Hernández, Irene Vallejo, José Luis Varela, Rafael Serrano, Félix Jové, Leonardo Romero, Jorge Manrique, Juan P. Arregui, Jorge Praga y Luis Díaz Viana.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos