De Alonso Berruguete a Coco Chanel y Picasso: Valladolid ofrece una variada oferta de exposiciones

Exposición sobre Alonso Berruguete en el Palacio de Villena.
Exposición sobre Alonso Berruguete en el Palacio de Villena. / R. Gómez

Las salas municipales y centros museísticos intensifican su apuesta expositiva para atraer a vecinos y visitantes durante la época estival

JESÚS BOMBÍNValladolid

En los museos tomamos perspectiva del mundo y de nosotros mismos. Y si cualquier época es propicia para adentrarse en una sala para disfrutar y aprender arte, historia o ciencia, en verano se redoblan las posibilidades de participar de lata cultural que se abre a los vecinos de la ciudad y a los visitantes. Esta apuesta expositiva se refuerza desde la reciente inauguración en Valladolid de ‘Hijo de Laocoonte. Alonso Berruguete (1490-1561) y la Antigüedad pagana’, que realiza un repaso al mundo artístico en el que bebió el pintor palentino. A este criterio se ciñe el Museo Nacional de Escultura al haber reunido ochenta obras de varios museos nacionales e internacionales que se pueden apreciar en el Palacio de Villena.

Esta exposición se complementa con la inaugurada la pasada semana en la iglesia de Santa Eulalia de Paredes de Nava, localidad natal de Alonso Berruguete, y en la que también se pueden contemplar obras del padre del artista, Pedro Berruguete. Toda una incursión en el mundo de la pintura y la escultura que se complementa con las variopintas propuestas programadas en otras salas y pinacotecas.

Museo Patio Herreriano. Este centro, reforzado con las exposiciones de fotografía que pasa a heredar tras el cierre de la emblemática sala municipal de San Benito, ha programado un abanico de temáticas artísticas; la más reciente, ‘El color y la luz. Los contemporáneos de Esteban Vicente’, para acercar la obra del artista segoviano a la luz del influjo de creadores como Rafael Barradas, Francisco Bores y Daniel Vázquez en un contexto cultural y artístico con nombres como Jorge Guillén, Mariano de Cossío o Cristóbal Hall.

En la Capilla, en el patio de los Reyes y en el claustro se puede realizar una curiosa incursión en el mundo del silencio y el sonido a través de una veintena de instalaciones que los vinculan con el arte.

En la sala 8 se exhiben fotografías de la Colección Arte Contemporáneo con obras de fotógrafos como Ignasi Aballí, José Manuel Ballester, Chema Madoz o Pierre Gonnord, que en los años ochenta y noventa dejaron su impronta en el retrato, la arquitectura y el paisaje. También con fondos del museo se ha montado ‘La belleza de la escultura y el dibujo’, y este viernes se abrirá la muestra ‘Salvador Dalí. Los sueños caprichosos de Pantagruel’. Otro argumento para acercarse al Herreriano son sus talleres infantiles y juveniles de verano, con los que trata de crear ‘cantera’ en el arte contemporáneo.

Salas Municipales de Valladolid. En la Casa Revilla, ‘Guernica de Picasso’ sugiere un repaso a los dibujos preparatorios del artista malagueño que le sirvieron para abordar su obra más icónica. Otra de las figuras emblemáticas es Coco Chanel, protagonista en las paredes de la sala de la Pasión propagando su impronta creativa más allá de la moda con fotografías propias y de sus amigos artistas. El foco expositivo se posa también en la faceta artística de Camilo José Cela en la iglesia de Las Francesas a través de pinturas, litografías, bustos, cartas y documentos que desvelan la cara más íntima del autor de ‘La colmena’.

Palacio Real. ‘Valladolid histórico’ presenta obras del pintor Pascual Aranda en el Palacio Real, sede de la Cuarta Subinspección General del Ejército. Óleos, dibujos y acuarelas rescatan la nostalgia de rincones de una ciudad en la que muchos vecinos adultos se verán reconocidos en imágenes que se pueden ver hasta el día 16 de este mes.

Palacio de Pimentel. La sala de la Diputación de Valladolid acoge los últimos días de la exposición ‘Felipe Rodríguez. Curvaturas’, en la que el escultor exhibe su destreza para sacar destellos expresivos al hierro con la creación de formas, volúmenes y estructuras ideadas por un artista que tiene muy presente la inspiración en la naturaleza.

Museo de Arte Africano Arellano-Alonso. Tres salas del Palacio de Santa Cruz invitan a acercarse a la cultura y el arte africano a través de las colecciones artísticas de varias culturas africanas, una visita que se refuerza con la idea ‘Valladolid dibuja’ en la galería de San Ambrosio. En esta iniciativa se propuso a dibujantes que realizaran un autorretrato de la mitad de su rostro, que completaron otros participantes con representaciones de algunas de las máscaras del Reino de Oku de la sala. Se puede contemplar hasta el próximo 17 de julio.

Museo de la Ciencia. Un repaso monográfico al juguete científico fabricado en España entre 1880 y 1980 lleva al visitante a sumergirse en la historia y en la conexión entre la ciencia y el divertimento con 150 piezas de la colección Quiroga-Monte como hilo conductor.

Museo de Valladolid. En el Palacio de Fabio Nelli se recrean con acuarelas, un vídeo, grabados y una maqueta de la ciudad los fastos festivos organizados con motivo de la canonización de San Pedro Regalado el 20 de junio de 1747.

Palacio del Licenciado Butrón. La exposición ‘Coello y olé’.

Del calentamiento global y el Musac, a las esculturas de Granell en el Esteban Vicente

Los museos regionales también refuerzan su apuesta expositiva en época estival con la exploración de temáticas como la vinculación entre el arte y la naturaleza, abordada por el Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León (MUSAC). Tres muestras profundizan en esa idea, la primera con una retrospectiva en España de Herman de Vries; otra colectiva de 40 artistas españoles y extranjeros en torno al arte como herramienta de reflexión sobre la ecología y el calentamiento global, y la última, un proyecto mixto que aúna arte y ciencia, ‘Tierra de Diatomeas’, del colectivo Laboratorio 987. También se ha inaugurado ‘Prosa del observatorio’, de la artista Adriana Bustos.

En Segovia, el Museo Esteban Vicente aborda la interrelación de lenguajes plásticos y las conexiones artísticas entre el legado de Eugenio Granell y Esteban Vicente. El taller de fotografía de Jorge Represa y los programas educativos sobre pintura, arte y terapia y juguetes en construcción enriquecen el catálogo de actividades del centro museístico.

El complejo de la Evolución Humana de Burgos vive su época de mayor apogeo con las visitas a la colección permanente del museo y a los yacimientos del Sistema de Atapuerca, donde se explican los últimos hallazgos en las excavaciones.

En Zamora, el Museo Etnográfico de Castilla y León incorpora a su visita el certamen internacional de cortos, un taller infantil de arquitectura, la exposición de Carlos Flores sobre arquitectura popular en España y ‘La brújula del tiempo’, un laboratorio de valores y teatro.

Fotos

Vídeos