El Norte de Castilla

El Govern buscará dejar «sin efectos» cualquier veto del Constitucional a la prohibición de los toros

Vista de la plaza de toros de Barcelona.
Vista de la plaza de toros de Barcelona. / Toni Garriga (Efe)
  • El Alto Tribunal tiene previsto abordar en el orden del pleno de esta semana el recurso sobre la prohibición de las corridas en Cataluña que presentó el PP en octubre de 2010

La portavoz del Govern, Neus Munté, ha asegurado este martes que la Generalitat buscará dejar "sin efectos prácticos" cualquier eventual sentencia del Tribunal Constitucional (TC) que fuera en la dirección de levantar la prohibición de los toros en Cataluña aprobada por el Parlamento autonómico.

Lo ha dicho en la rueda de prensa posterior al Consejo Ejecutivo, después de que haya trascendido que el Alto Tribunal tiene previsto abordar en el orden del pleno de esta semana el recurso sobre la prohibición de las corridas de toros en Cataluña que presentó el PP en octubre de 2010.

"Si esto se confirmara, nosotros inmediatamente nos pondríamos a trabajar para impedir que la sentencia tuviera ningún efecto práctico", ha expuesto, recordando que el Govern, por ejemplo, ha hecho una nueva ley de vivienda para esquivar la suspensión del TC a una ley catalana sobre emergencia social.

Lo que ha hecho el Govern en el caso de la emergencia social es que, como el Gobierno impugnó la norma y el Alto Tribunal la suspendió, ha elaborado una nueva que considera que sí que está blindada ante eventuales suspensiones, y cree que esto también funcionaría en el caso de los toros.

La defensa de los animales, principio de autogobierno

"No queremos un país, de ninguna de las maneras, donde se maten los animales o se haga sufrir a los animales. Uno de los principios de nuestro autogobierno es la defensa de los animales", ha alegado la portavoz del Ejecutivo catalán.

Munté ha lamentado que el Alto Tribunal pueda plantearse dejar sin efecto una prohibición que tiene el aval de una Cámara parlamentaria, por lo que ha concluido: "No nos quedaremos con los brazos cruzados y batallaremos para que quede intacto lo que aprobó el Parlament".