El Norte de Castilla

Enrique Cornejo y Jesús Julio Carnero, durante la inauguración de la exposición.
Enrique Cornejo y Jesús Julio Carnero, durante la inauguración de la exposición. / Gabriel Villamil

La memoria
de 340.000 espectadores

  • El Teatro Zorrilla resume en su hall los siete años de reapertura con carteles de obras, óperas, monólogos y conciertos

. El hall del TeatroZorrilla se ha vestido de colores, los de la comedia, el drama, la música, la danza, que ha ido llenando sus días desde su reapertura en 2009. La bombonera ha acogido a 340.000 espectadores, que han asistido a 1.200 propuestas y que han devuelto la vida a este coliseo propiedad de la Diputación de Valladolid. Enrique Cornejo, el empresario que lo ha gestionado durante este tiempo, ha querido resumir gráficamente la dinámica agenda del Zorrilla. Aída Gómez con su espectáculo ‘Permíteme bailarte’ reinauguró la sala el 6 de noviembre de 2009. Fue la primera de medio centenar de propuestas de danza. El escenario ha servido a su originario fin, el teatro, en 587 representaciones, además de acoger un centenar de conciertos, 83 propuestas para el público infantil, 37 zarzuelas, 20 óperas, 27 citas con el jazz, 14 con el circo o 67 monólogos, entre otras ofertas de ocio.

Cualquiera que entre en ese hall podrá ver a algunos de los cómicos de la escena española como Moncho Borrajo, emperador de la ‘golfería’, Pedro Ruiz, dejándose comer la oreja por Lidia San José o la eterna sorpresa de Verónica Forqué. Todos han hecho reír en el Zorrilla, como esos chavales de casi el sigloXXI que representan ‘Los ochenta son nuestros’. Los amantes del teatro clásico han podido admirar la ‘Yerma’, de Narros o los ‘Misterios del Quijote’ según El Brujo. Actores veteranos como Arturo Fernández conviven en las paredes con las últimas hornadas de la plataforma televisiva. Manolo Escobar buscó por aquí su carro, Juan Tamariz hizo magia con la risa de su público y Rafael Amargo mostró su calidad de ‘Mestizo’. Sala al servicio de la Diputación, del concurso internacional e piano Frechilla-Zuloaga o de la Seminci, ayer se hacía cola para las entradas de la próxima zarzuela. Ya no quedaban. Cornejo quiere seguir haciendo su trabajo en su ciudad natal y concursará de nuevo en 2017.