Start Innova se consolida como cantera de emprendedores

vídeo

Componentes del jurado: Modesto Mezquita (Agencia de Innovación del Ayuntamiento de Valladolid), Gerardo Gutiérrez (grupo Gadea), Javier Escribano (director de Innovación, Operaciones y Desarrollo de Negocio Digital de El Norte), Ángela de Miguel (Confederación Vallisoletana de Empresarios), Ángel de las Heras (director general de El Norte), Ana Espinel (Audiotec), Antonio Ferreras (Telefónica), Javier García (ADE) y Juan Carlos de Margarida (Colegio de Economistas). / FRAN JIMÉNEZ

  • El certamen entrega sus premios en un acto en el que los diez finalistas demostraron su capacidad para plasmar y presentar ideas empresariales

Hay que tener mucho cuajo para plantarse con 16, 17 ó 18 añitos delante de un jurado y exponer un proyecto empresarial con sus amenazas, sus fortalezas y demás partículas del cuadrante del método canvas. Si el jurado además lo forma gente que lleva el mundo empresarial inyectado en la sangre y está acostumbrada a oír todo tipo de ideas, más aún. Se lo dice alguien que ha tenido enfrente, grabadora mediante, a buena parte de ellos: Gerardo Gutiérrez (fundador de Gadea),Ana Espinel (Audiotec), Ángela de Miguel (Confederación Vallisoletana de Empresarios), Juan Carlos de Margarida (Colegio de Economistas),Modesto Mezquita (Agencia de Innovación y Desarrollo Económico del Ayuntamiento de Valladolid), Javier García (ADE), Antonio Ferreras (Telefónica) y Javier Escribano (director de Innovación, Operaciones y Desarrollo de Negocio Digital de El Norte).

Personas que están acostumbradas a evaluar proyectos e innovaciones empresariales y ofrecer un dictamen tajante. Tiene posibilidades o no las tiene. Porque en el mundo de la empresa no hay grises. O arrojan beneficios o padecen las pérdidas. Números rojos o negros.

Y ante ellos, como en un ‘talent show’ televisivo, afloraron los nervios de los diez grupos finalistas del certamen Start Innova, pero también sus convencimientos. «Vamos a ponerlo en marcha seguro», anunciaron tras llevarse el premio Victoria Gómez y Águeda Fernández. Y también hubo lugar para la emotividad. «Queremos dedicárselo a una compañera que no ha podido estar aquí hoy, Laura Garrido, porque sin ella no habría sido posible», declaró ante el micro, en un arranque espontáneo, Sara Álvarez, del grupo Pura Iniciativa, del IES Ferrari.

fotogalería

Eva Lezcano y Silvia Albalá (Correos), Raquel Sánchez y Diego Gómez (Ibermaq) y David Cano (Tecopy). / FRAN JIMÉNEZ

«Se han presentado cien proyectos y es un éxito que estéis aquí», les felicitó Javier Escribano en nombre del jurado y de El Norte, impulsor de este concurso de emprendedores dirigido a alumnos de Bachillerato y Formación Profesional.

Eso no los convenció a todos. Miguel Ángel Presa, tutor del colegio Divina Pastora de León, celebró el éxito de su grupo Diseña y Crea, que se alzó con el primer premio en la categoría de 16 y 17 años, pero tuvo que consolar a los componentes del proyecto Alquilerfree, una web en la que se puede alquilar prácticamente cualquier cosa.

La selección de finalistas la realizó un jurado especializado designado con la ayuda del Colegio de Economistas de Valladolid. El 30% de la evaluación correspondía a ese jurado. Del 70% restante, el 60% podían conseguirlo con su proyecto escrito, y el 40% lo sumaba la presentación ante el público. El grupo Dietistas llegó a la última fase con una leve ventaja que supieron mantener con una presentación activa. En la categoría de menores, la buena presentación del grupo del Divina Pastora les permitió adelantar a Tximitxurri, que llegaba solo levemente por delante y se alzó con el tercer puesto.

Abel López (Michelin) y José Antonio Molina (MM Coaching).

Abel López (Michelin) y José Antonio Molina (MM Coaching). / FRAN JIMÉNEZ

Y es que el error acecha en cualquier rincón imprevisto en el mundillo empresarial. Incluso a veces el acierto de la competencia. Y si no que se lo digan a las compañías de móviles que no vieron venir al iPhone del visionario Jobs. Por eso las dudas del jurado hacían que los participantes tuvieran que plantearse cosas que en un primer momento habían pasado por alto. Por ejemplo. Perros Locos presentó una solución innovadora para que el cepillo de dientes sirva a la vez como instrumento para enjuagarse la boca –fantástico para niños– pero, «¿habéis pensado qué pasará cuando la competencia copie vuestro modelo y lo explote?». O también, en el caso de una agencia de ‘canguros’ educativos para vacaciones, «¿qué ocurre con los costes del servicio si me voy a Barcelona?». «Crearíamos una red de contactos», respondieron rápidas.Y Juan Carlos de Margarida replicó: «Serán de vuestra confianza, porque trabajáis con niños, y es un proyecto educativo». Touché.

Críticas que siempre tuvieron un tono constructivo, de perfeccionamiento de proyectos que recibieron, en todos los casos, una palmada de reconocimiento. Porque suponen un valiente paso adelante .Porque son ideas que, en mayor o menor medida, tienen visos de poder ponerse en práctica. Porque conllevan un trabajo previo exhaustivo de plasmación de la idea de negocio.Y sobre todo porque cumplen con el objetivo:fomentar en los estudiantes el valor de emprender.

El certamen Start Innova en esta segunda edición, impulsada por El Norte de Castilla, ha contado con el patrocinio de Correos, MM Coaching y Agencia de Innovación, Financiación e Internacionalización Empresarial. Además, han colaborado Ibermaq, Ayuntamiento de Valladolid, ValladolI+D Adelante y Ayuntamiento de Palencia. Y como mentores han participado Tecopy y Fundación Michelin.