Un negocio de ropa en el que el cliente es quien diseña

Equipos ganadores en la categoría de menores de 16 y 17 años. Arriba, Pilar Fidalgo, Penélope Suárez, Sheila Martínez, Lucía Santín, David Salinas (tutor IESFray Pedro de Urbina, Burgos), Pedro Antonio Díaz, Alonso Prados, Francisco Javier Sánchez (tutor del Colegio Lourdes de Valladolid), Miguel Ángel Presa (tutor del colegioDivina Pastora de León), Myrian Salas, Victoria Rodríguez, Eguzkiñe Galli y Gabriel Martínez.
Equipos ganadores en la categoría de menores de 16 y 17 años. Arriba, Pilar Fidalgo, Penélope Suárez, Sheila Martínez, Lucía Santín, David Salinas (tutor IESFray Pedro de Urbina, Burgos), Pedro Antonio Díaz, Alonso Prados, Francisco Javier Sánchez (tutor del Colegio Lourdes de Valladolid), Miguel Ángel Presa (tutor del colegioDivina Pastora de León), Myrian Salas, Victoria Rodríguez, Eguzkiñe Galli y Gabriel Martínez. / FRAN JIMÉNEZ
  • categoría de 16-17 años

  • Diseña y Crea, del colegio Divina Pastora, de León, se lleva el primer premio

Nada de miedo a las tablas. Ni al auditorio. En el grupo 6 del colegio Divina Pastora de León tenían muy claro que debían impactar a los jueces y se aplicaron a ello con desparpajo y escenografía. ¿Que nuestro proyecto va de diseño y creación de moda? Pues habrá que enseñar de qué somos capaces. Y tal cual. Mientras una de ellas, Myrian Salas, hablaba sobre las especificaciones económicas o técnicas del negocio, su compañera Pilar Fidalgo comenzaba a colocarse un kimono y un turbante. Luego recogía el micrófono y era Myrian la que se ponía un vestido estampado.

La idea de negocio es abrir una tienda de ropa en la que los clientes pueden diseñarse ellos mismos la ropa. ¿Por qué? Pues porque un día una de ellas llegó a clase con una camisa nueva y se encontró que una compañera había coincidido en su elección. Chasco. Y del chasco, una idea de negocio. «Tendremos un programa informático de diseño y un asesor de moda a disposición de los clientes para aclarar dudas o ayudarles con los bocetos», explicaron. Y hasta tienen eslogan (y en inglés, que es más ‘fashion’, a lo que se ve), ‘design yourself’.

«Habrá diferentes estilos de ropa, para jóvenes de entre 14-30 años, la franja de edad en la que más se cuida la imagen», dijeron. Y aquí, claro, encontraron la oposición del jurado, encarnado en Gerardo Gutiérrez, que evidentemente se sale de la franja. «Una de las claves del éxito es la diferenciación, hacer algo que no hace nadie más, y eso me parece fantástico. Pero no entiendo por qué a los mayores de treinta años no los incluís», les dijo. Y se apresuraron a responder que sí, claro, que nadie está fuera de una idea que incluye como punto de partida el «diséñalo tú mismo». Y como ejemplo, pretenden celebrar «talleres para niños». Tendrán, aseguran,«precios bajos por la crisis», pero nada de vender los diseños ni la marca. «La relación con los clientes será de cercanía y exclusividad. No vamos a conceder licencias de nuestra propiedad intelectual», afirmaron con rotundidad empresarial.