El 32,3% de los perceptores de la PAC tienen más de 65 años frente al 9% de menores de 40 años

El 32,3% de los perceptores de la PAC tienen más de 65 años frente al 9% de menores de 40 años

Para cobrar esta ayuda europea se requiere que el 20% de los ingresos provengan de la actividad agraria

S. G.

El medio rural de Castilla y León está envejecido y por extensión, la actividad agraria. Si se atiende al número de perceptores de las ayudas de la Política Agrícola Común (PAC) se puede comprobar que el 32,3% de las personas que percibieron esas ayudas en 2016 tenían más de 65 años frente al 9% que se movía en la horquilla de entre los 25 y 40 años. El grupo más numeroso de perceptores se centra entre los 40 y los 65 años, el 58%; mientras que los menores de 25 años se quedaron en el 0,7%.

Más noticias

Los datos se extraen del informe recientemente publicado por el Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA) y a esas cifras se les pueden dar las vueltas que se quiera para llegar a la misma conclusión: el campo está envejecido.

Así, en datos absolutos, esos mayores de 65 años fueron 23.841, que percibieron 117, 2 millones de euros en ayudas directas; frente a los 113,2 millones de los menores de 40 años, 7.074. La parte más fuerte quedó en manos de los perceptores de entre 40 y 65 años, 493,18 millones para un total de 42.775 solicitudes. En total, a la comunidad llegaron 723,66 millones de euros en este concepto de ayudas directas.

Seguramente, hablar de agricultores jubilados perceptores de la PAC es algo engañoso pues tal y como recuerda Aurelio González, coordinador de la Alianza UPA-COAG, «entre los jubilados perceptores de la PAC también hay médicos, funcionarios o gente de otros sectores, no solo agricultores».

Después de la llamada de atención realizada por jóvenes agricultores a través de este periódico, proponiendo que más allá de 2020 los jubilados queden fuera de esas ayudas de la PAC, más allá de lo que se quiere y se desea, está la legalidad. ¿Puede un jubilado cobrar la PAC? La respuesta la da la abogada especialista en derecho agrario, Celia Miravalles, con el siguiente matiz: «Un jubilado sí que puede cobrar la PAC controlando que sus ingresos agrarios son del 80-20». Esa combinación no es otra que la del denominado agricultor activo y que obliga a que el 20% de la renta proceda de la actividad agraria.

Miravalles recuerda que «el denominado reglamento Ómnibus ha dejada abierta la posibilidad a los Estados miembros para que tengan algún tipo de registro en este sentido pero de momento no se ha regulado nada».

A efectos de la PAC, «la gente declara esos ingresos agrarios y Hacienda cobra su parte, lo de la Seguridad Social es otra historia», manifiesta.

¿Puede un jubilado cobrar la PAC? ¿Bajo qué circunstancias?

De manera general, y siempre habrá que atender a cada particular, es compatible percibir la pensión de jubilación con la realización de trabajos por cuenta propia cuyos ingresos anuales no superen el salario mínimo interprofesional en cómputo anual, fijado en este 2018 en 10.302,60 euros. «En principio, si no se pasa ese salario mínimo no hay problema, y en esos ingresos hay que incluir tanto la PAC como la actividad agraria».

En el supuesto de que el jubilado, y esto es de aplicación a cualquier sector, se pase en esos ingresos, tendrá que optar por lo que denominan ‘jubilación activa’.

«Puedes percibir el 50% de tu pensión y tener ingresos mayores de ese salario mínimo interprofesional; y otra modalidad, de jubilación con contratación, es la que te permite mantener el 100% de la jubilación si contratas a un trabajador que te haga las labores», resume.

Pero dentro de este mare magnum de posibilidades, bordeando lo reglamentario, hay quien se jubila y pasa la explotación a la mujer; quien arrienda tierras y es el arrendador el que cobra la PAC quien luego se la devuelve en forma de renta o como dicen algunas personas vinculadas al sector: «pasan la explotación a los hijos pero esos hijos están en la capital y son los jubilados los que siguen trabajando más que cuando estaban en activo».

Sobre lo que piensan las organizaciones profesionales agrarias en relación a si un jubilado debe o no cobrar la PAC, las versiones difieren poco aunque en diferentes términos.

Donaciano Dujo, presidente de Asaja, es contundente: «Me remito al documento de comunidad que hemos firmado hace 15 días, deben cobrar la PAC y las ayudas del PDR los agricultores profesionales, cotizantes y que trabajan».

Sobre la queja de los jóvenes y las complicaciones a la hora de acceder al sector si no salen unos para entrar otros, indica que «muchas veces la incorporación se frena porque no hay tierras en el mercado, gente con otra actividad sigue trabajando las tierras y no hay suficiente si alguien no lo deja. Eso lo que hace es encarecer las rentas en muchas zonas de Castilla y León».

El propio documento de la Comisión Europea en el que se trazan algunas líneas sobre la futura PAC más allá de 2020 lo deja claro: «Un sector agrícola próspero solo puede desarrollarse si se produce un cambio real de generación: nuestra comunidad agrícola envejecida necesita sangre nueva para dinamizar el sector y abrirse a las transformaciones tecnológicas en curso».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos