La Junta traslada las medidas por la superpoblación de conejos a los gestores de los cotos

La Junta traslada las medidas por la superpoblación de conejos a los gestores de los cotos

La consejera de Agricultura y Ganadería recuerda a quienes piden que se declare plaga que no es posible al ser una especie cinegética

El Norte
EL NORTEValladolid

La consejera portavoz de la Junta de Castilla y León, Milagros Marcos, trasladó hoy la toma de medidas por la superproducción de conejos a los responsables de los cotos y aseguró que no se puede declarar plaga porque se trata de una especie cinegética como se recoge en la ley de caza.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, se refirió así después de alguna opa, como Asaja, haya criticado la falta de medidas para solucionar los problemas ocasionados por la plaga de conejos que, en su opinión, asola viñedos y frutales de la comarca berciana, así como para defender otras cuestiones en materia agroganadera.

Milagros Marcos explicó que se actúa en el marco de la ley de caza y precisó que el conejo, conforme a esa normativa, es una especie cinegética y no cabe la declaración de plaga como ocurrió con la población de topillos en la Comunidad, sino una serie de medidas por parte de los responsables de los cotos.

El control de las poblaciones de conejos y las posibles indemnizaciones por los daños causados corresponden a los cotos, recalcó la consejera portavoz, que añadió que se ha creado un grupo de trabajo en la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, departamento que cuenta con las competencias, en el que participa su departamento y las opas.

Además, otra de las actuaciones sería la intervención en las cunetas para eliminar los reservorios, si bien insistió en que no cabe la declaración de plaga, sino instar a los responsables de los cotos a un control de la población y al pago de las indemnizaciones correspondientes en el caso de daños.

Precisamente, Asaja exige a la Junta que apruebe la declaración de plaga agrícola en los municipios más afectados por los daños de los conejos y que ponga en marcha las medidas que están establecidas para estos casos en la Ley Agraria, incluyendo la indemnización por los daños. Además, la organización pide también a los ayuntamientos que insten a los propietarios de fincas abandonadas a la limpieza de las mismas, ya que son una parte del problema por ser el «reservorio» de esta y de otras plagas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos