Herrera reivindica a Castilla y León, una región «europea grande de verdad»

Juan Vicente Herrera durante su intervención.
Juan Vicente Herrera durante su intervención. / Paco Santamaría-EFE

El presidente de la Junta pronunció estas palabras en la clausura del Curso Prensa y Poder celebrado en el colegio de San Gabriel de Aranda de Duero

Susana Gutiérrez
SUSANA GUTIÉRREZ

El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, apeló a forjar un nuevo «patriotismo europeo» que lleve a sentir orgullo por los valores de la unión y de las formulas políticas, económicas y sociales que conlleva. En este sentido, vio necesario el poder superar la actual situación de europeísmo fragmentario y «lograr identificarnos con nuestros compañeros de viaje al sentirnos orgullosos no solo de los éxitos individuales, sino también de los colectivos». Ese es el camino, según Herrera, para hacer frente a los retos que llegan desde una nueva autoestima y porque «es el mejor contexto posible para nuestro futuro».

El responsable del ejecutivo autonómico asumió que, en el momento actual, la Unión Europea es un proyecto «débil e inacabado», pero insistió en que esa situación «no debe llevarnos a desecharlo, sino al contrario, fortalecerlo y culminarlo» para alcanzar el éxito común. Herrera se definió como un europeo «ejerciente» y se mostró irritado y sorprendido por la actitud de los separatistas «que presentan y pretenden amparar su proyecto envolviéndose en la bandera europea». Al respecto, puso en la acento en la necesidad de transmitirles, «que mal se pude contribuir a construir Europa intentando destruir a una de sus naciones más viejas y fuertes», en clara referencia al proyecto secesionista catalán.

El presidente de la Junta realizó estas aseveraciones en el transcurso de la clausura del Curso Prensa y Poder celebrado en el colegio de San Gabriel de Aranda de Duero, donde pronunció una conferencia con el título 'La Europa de las nacionalidades y regiones: España y Castilla y León'. Respecto al papel que tiene la región en la construcción de la nueva Europa, aseguró que la comunidad autónoma tiene mucho que aportar, ya no solo por ser la región más extensa de Europa, sino por ser «una región europea grande de verdad». La iniciativa, los valores asentados en el dialogo social, la capacidad para plantear soluciones y para comprometerse en proyectos comunes son, a su entender, algunas de las bazas más importantes de la región a la hora de reivindicar su protagonismo.

Exportaciones

Los datos y cifras, según Herrera, confirman que la adhesión a la Unión Europea ha producido «efectos extraordinariamente beneficiosos», tanto para Castilla y León como para el resto de comunidades autónomas y para el país en general. Los efectos positivos de la pertenencia a la UE, detalló, se traducen en varios aspectos como en la «modernización acelerada» de la economía y estructuras productivas. «Muchos pensaron que la adhesión iba a destruir nuestro tejido empresarial, pero fue todo lo contrario, la ambición por ser mejores en un mercado más global, nos llevó a alcanzar cotas de competitividad que no habíamos imaginado». Asimismo, el jefe del gobierno regional opinó que Castilla y León supo aprovechar sus oportunidades, algo que favoreció a la industria que se sumergió en un proceso de mejora de la cualificación, la innovación y la apertura exterior. «Nos convertimos así en una zona más industrializada que la media», detalló.

Durante su discurso también ahondó en la importancia de la exportaciones, ya que Europa es el principal destino, incluso después del proceso de diversificación de mercados. Las exportaciones de Castilla y León a la Unión Europea, según sus datos, han seguido creciendo y en la actualidad suponen el 72 % del total. «Hemos pasado de exportar poco más de 1.200 millones de euros al año en la segunda mitad de los años 80, a los casi 17.200 millones de 2016». Al respecto, indicó que los principales socios comerciales son Francia, Reino Unido, Alemania, Italia y Portugal. También es destacable, matizó, la cifra de inversión extranjera en Castilla y León que en más de un 70% llega de la Unión Europea, a lo que se suma el los 1,6 millones de turistas que llegan al año.

A la lista de aspectos positivos añadió también los fondos Feder para el desarrollo rural y mejora de las infraestructuras agrarias y los regadios, además de la Política Agraria Común. En esta línea apeló a la necesidad de cuidar «muchísimo» la Política Agraria Comun y «por eso estamos participando activamente en las consultas sobre su diseño a partir de 2020, porque está suponiendo para nuestros presupuestos una partida fundamental de más de 900 millones de euros».

Comunidades autónomas

Las comunidades autónomas, en opinión de Herrera, han tomado protagonismo en los últimos años en la Unión Europea y se han convertido en parte «integrante y activa». En el caso de Castilla y León recordó que, en la actualidad, está coordinando durante este semestre la participación de las regiones en los consejos de ministros europeos de Agricultura y Medio Ambiente. Alabó también el papel de Castilla y León dentro del Comité de Regiones con acciones como la presentación en 2009 de un dictamen sobre prevención de la violencia contra las mujeres y la atención a las víctimas o, en 2016 un nuevo dictamen sobre el problema demográfico, ambos aprobados por unanimidad. También, en el mismo ámbito, se presidió un grupo de trabajo sobre el automóvil y se han trasladado propuestas en cuestiones como la política de cohesión post 2020, el futuro de Europa tras el brexit o el presupuesto.

Apoyo de la oposición al endurecimiento de medidas por el cierre de las térmicas

El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, consideró que los partidos políticos de la oposición tiene el «deber» de apoyar el endurecimiento de las condiciones para el cierre de las centrales térmicas. Así se refirió al Real Decreto en el que trabaja el Gobierno para evitar el cierre de las centrales térmicas que considera estratégicas.

«Cuando una empresa eléctrica toma un tipo de decisiones unilaterales que tiene un gran alcance de carácter social y de carácter económico, el gobierno tiene el derecho de recibir el apoyo de los grupos de la oposición al endurecimiento legal de esas condiciones», apeló Herrera.

El pasado mes de mayo, Enel, principal accionista de Endesa, confirmaba que, en base a la vigente normativa ambiental y teniendo en cuenta las actuales condiciones del mercado, cerraría sus centrales de carbón de la Compostilla (León) y Teruel antes del 30 de junio de 2020. Asimismo, Gas Natural Fenosa también anunció que acometería un «cese paulatino» de la actividad de su central térmica de Anllares hasta 2019.

Fotos

Vídeos