Multas de 9.000 a 90.000 euros por no dar de alta viviendas de uso turístico en Castilla y León

Milagros Marcos, consejera portavoz de la Junta.
Milagros Marcos, consejera portavoz de la Junta. / Efe
  • El Consejo de Gobierno de la Junta aprueba el decreto que regula este tipo de alojamientos privados que proliferan en Internet «para evitar el intrusismo y garantizar la calidad a los turistas»

Castilla y León estrena la regulación de las viviendas de uso turístico. Los propietarios tendrán seis meses para dar de alta este tipo de alojamientos que se comercializan a través de páginas web y se enfrentan, si incumplen el nuevo decreto, a multas que oscilan entre los 9.000 y los 90.000 euros, según ha destacado la consejera de Agricultura y Ganadería y portavoz de la Junta, Milagros Marcos, tras la reunión semanal del Ejecutivo de Juan Vicente Herrera.

Milagros Marcos ha destacado que buscan atajar situaciones de «intrusismo y competencia desleal» y garantizar unas «condiciones de calidad adecuadas» a los usuarios de este tipo de alojamientos.

Son viviendas que deben destinarse al alquiler completo, al menos un mes al año y con contratos de no más de dos meses a la misma persona, «puesto que en ese caso se trataría de un arrendamiento urbano», ha matizado la portavoz de la Junta.

Milagros Marcos ha asegurado que el trámite para dar de alta estas viviendas es «ágil y flexible», se basa en una declaración responsable del propietario de que cumple los requisitos exigidos y se puede culminar en un día.

La portavoz autonómica ha señalado que la Junta efectuará una labor de inspección cotejando los alojamientos de este tipo que se ofrecen a través de Internet en Castilla y León.

El número de viviendas que integrarán la oferta de estos alojamientos en Castilla y León es una incógnita. Por el momento, pasan a esta situación 280 casos de apartamentos turísticos que estaban funcionando bajo esta denominación y en los que se ofrecía solamente una vivienda.