El Consejo Económico y Social de Castilla y León lamenta la muerte de García-Verdugo

  • El presidente del CES-CyL, Germán Barrios, recuerda que el expresidente preautonómico fue uno de los impulsores de los «primeros ejemplos de institucionalización en España de la democracia participativa y consultiva»

El Consejo Económico y Social de Castilla y León ha expresado hoy su lamento por la muerte del que fue su primer presidente, José Manuel García-Verdugo, uno de los presidentes de la preautonomía de esta Comunidad, entre 1981 y 1983.

En una carta firmada por el actual presidente del CES-CyL, Germán Barrios, recuerda que García-Verdugo fue uno de los impulsores de los «primeros ejemplos de institucionalización en España de la democracia participativa y consultiva», por medio de la creación de esta entidad en la que participan las administraciones, los sindicatos, los empresarios y otros grupos representativos de la sociedad.

Barrios ha recordado que el primer año de mandato al frente de CES, en 1991, «fue complicado» porque en aquellos años las organizaciones que lo integraban tenían «intereses divergentes» y el proceso autonómico «no había generado suficiente conciencia regional y las relaciones entre los agentes sociales eran complejas».

García-Verdugo presidió el Consejo General de Castilla y León como parte de la Unión de Centro Democrático (UCD), en sustitución de su compañero de formación Juan Manuel Reol Tejada, mientras que en 1990 optó por afiliarse al Partido Popular.

En octubre de 1999 vivió uno de los peores momentos de su trayectoria al ser condenado por la Audiencia Provincial de Valladolid a un año de prisión, un año de suspensión de empleo o desempeño de cargo público y el pago de una multa de 61.000 pesetas -366 euros- y una indemnización al CES de 223.464 pesetas -1.350 euros-.

Fue condenado como responsable de dos delitos de malversación de fondos públicos cometidos en su primera etapa al frente del Consejo Económico y Social, entre 1991 y 1995, mientras que fue absuelto de otros cinco delitos que le imputaban.