Una guía 'made in Castilla y León' para la atención médica de la parálisis cerebral

  • Aspace y la Junta editan una publicación para orientar a la Atención Primaria en la detección, seguimiento y tratamiento de las personas con esta discapacidad múltiple

Identificar el problema cuanto antes, conocer sus necesidades y dificultades, hacer un seguimiento en base a la pluripatología o a las discapacidades múltiples que puede tener una persona con parálisis cerebral y tratarla. Es el objetivo principal de la Guía para el seguimiento de la parálisis cerebral en la Atenció Primaria. La publicación, editada en colaboración con Aspace y con la Gerencia de Servicios Sociales, es un instrumento para orientar a los profesionales sanitarios de los centros de salud en la atención a los pacientes con esta patología desta la atención temprana hasta, incluso, los cuidados paliativos. La Junta y la asociación Aspace ha presentado este trabajo de más de tres años en Valladolid y con el destino inmediato de toda la comunidad; pero este estudio, único en toda España e incluso a nivel internacional, será exportado al resto de comunidades que ya han mostrado su interés por él.

A los trastornos del movimiento y la postura, suelen asociarse otras alteraciones muy variadas, dependiendo de la lesión neurológica, como de tipo sensorial, perceptivo, cognitivo, conductuales y emocionales, de aprendizaje, de comunicación, problemas musculo-esqueléticos, de epilepsia o trastornos psiquiátricos. Por ello, la parálisis cerebral constituye un problema de primera magnitud por la discapacidad que asocia, la cronicidad y las implicaciones médicas, sociales y educativas que origina.

En Castilla y León, en el año 2016, según los datos disponibles, hay 2.291 personas afectadas de parálisis cerebral, de las cuales 238 son menores de 15 años. Estas cifras supondrían una prevalencia de 0,93 casos por 1.000 habitantes y de 0,79 por 1.000 menores de 15 años. También han participado en ella las Asociaciones de Neuropediatría, de Pediatría Atención Primaria, de Medicina Familiar y Comunitaria, de Enfermería Comunitaria y de Matronas de la Comunidad.