El 70% de las enfermeras ha sufrido en Castilla y León un accidente biológico

Personal sanitario en la Unidad del dolor del hospital Rio Carrion de Palencia
Personal sanitario en la Unidad del dolor del hospital Rio Carrion de Palencia
  • El estrés, el material inadecuado y las malas condiciones del lugar de trabajo son las principales causas, según el Barómetro de Satse

Tres de cada cuatro enfermeros de Castilla y León, el 71%, dos puntos menos que la media nacional, han sufrido un accidente con riesgo biológico en su ejercicio profesional, es decir, pinchazos, cortes o salpicaduras de fluidos entre otros.

La mayoría los achacan al estrés laboral, el uso de material inadecuado y las malas condiciones del lugar de trabajo, según lo refleja una nueva oleada del Barómetro enfermero elaborado por este sindicato Satse a partir de la encuesta a 4.608 enfermeros en toda España; de ellos, 459 en Castilla y León, sobre la incidencia de los riesgos de los accidentes por contacto con material biológico.

Este colectivo cree mayoritariamente que son los profesionales sanitarios con más riesgo de sufrir este tipo de accidentes, hasta un 79,74% en Castilla y León (77,23% a nivel nacional); mientras que un 18,74% (20,98% nacional) entiende que el riesgo es similar en todas las profesiones sanitarias.

Tan solo un 1,53% (1,79% nacional) cree que otras profesiones conllevan un mayor riesgo que Enfermería. Además, un 76,47% de los encuestados en Castilla y León conoce la existencia, en su centro de trabajo, de un protocolo sistemático de actuación en caso de producirse accidentes biológicos (78,61% nacional), frente a un 17,65% que no lo conoce y un 5% que dice que no existe en su centro.

De forma periódica, el Barómetro Enfermero aborda tanto cuestiones propias de la profesión como otros asuntos de interés sanitario, según explica Satse.