El Norte de Castilla

Castilla y León, la mejor en Matemáticas y Ciencias

  • Los resultados forman parte del estudio TIMSS para la Evaluación del Rendimiento Educativo en alumnos de 4º de Primaria

Castilla y León es la comunidad autónoma que mejores resultados ha obtenido en Matemáticas y Ciencias dentro del estudio internacional TIMSS 2015, sobre tendencias en ambas materias para la Evaluación del Rendimiento Educativo (IEA), con 531 y 546 puntos respectivamente, en alumnos de cuarto de Primaria.

La siguen Madrid (525 y 539 puntos respectivamente), Asturias (518 y 538), La Rioja (518 y 532), Cataluña (499 y 511) y Andalucía (486 y 503), según recoge EFE.

En el conjunto de España, los estudiantes de cuarto curso de Educación Primaria han mejorado su puntuación en las pruebas de Matemáticas y Ciencias, pero siguen por debajo de la UE y la OCDE.

España, que obtiene 505 puntos en Matemáticas, es el país que más sube en comparación con los resultados de 2011 (23 puntos) y se sitúa por vez primera encima de la media de todos los participantes (500), aunque a distancia de la OCDE (525) y de la UE (519).

En Ciencias, los estudiantes españoles también mejoran, en este caso 13 puntos, hasta 518, por encima de la media de todos los participantes (500). De esta manera se acercan a los 521 puntos de la UE y los 528 de la OCDE.

España se coloca a la altura de Canadá e Italia y supera a Francia, Croacia y Nueva Zelanda. Los mejores resultados corresponden a Singapur (618 puntos), Corea del Sur (608), Japón (593), Irlanda del Norte (570) y Rusia (564).

En Ciencias, los españoles también mejoran, en este caso 13 puntos, hasta 518, por encima de la media de todos los participantes (500). De esta manera se cercan a la UE (521) y la OCDE (528).

Así, España se sitúa al nivel de Canadá, Australia e Irlanda del Norte y supera a Países Bajos, Italia o Francia. Los mejores resultados son para Singapur (590 puntos), Corea del Sur (589) y Japón (569), además de Rusia (567) y Finlandia (554).

Dentro de cuatro años, España podría alcanzar las medias de la OCDE, ha augurado hoy el secretario de Estado de Educación, Marcial Marín, en una rueda de prensa.

Ha atribuido a la Lomce la mejora de España en estas pruebas, que se realizaron en la primavera de 2015.

No obstante, las novedades de la reforma educativa se implantaron en primero, tercero y quinto de Primaria en el curso 2014-2015; y se aplicaron el siguiente (2015-2016) en segundo, cuarto y sexto.

En este Estudio de Tendencias en Matemáticas y Ciencias de la Asociación Internacional para la Evaluación del Rendimiento Educativo (IEA) han participado 7.764 alumnos españoles de 358 centros educativos, así como estudiantes de 24 países de la OCDE, 19 de la UE y otros.

Como en todos los países, excepto Finlandia, los resultados de los varones son mejores que los de las mujeres en estas dos materias.

Los chicos españoles obtienen 12 puntos más que ellas en Matemáticas (5 en la OCDE y 7 en la UE).

En Ciencias, los varones españoles aventajan a sus compañeras en 6 puntos (2 en la OCDE y la UE).

En Matemáticas, España ha reducido a la mitad los alumnos "rezagados", pues pasan del 13 al 7 %, casi en la media de la OCDE (6,8 %).

Además, se triplican los "excelentes", del 1 al 3 %, dato que sigue alejado de la OCDE (10 %).

Los españoles se comportan mejor en representación de datos, pero peor en formas y mediciones geométricas y en razonamiento.

En Ciencias, España baja los "rezagados" del 8,4 al 5,2 %, por debajo de la media de la OCDE (5,7 %). Suben los españoles "excelentes" del 4,3 al 5,2 %, pero a distancia de la OCDE (8,9 %).

Los españoles son mejores en conocimientos que en razonamiento y obtienen peores resultados en Ciencias Físicas.

Marín ha valorado la "cultura del esfuerzo" de la Lomce y el director general de Cooperación Territorial de Educación, José Luis Blanco, ha destacado como clave la autonomía de los centros, aunque una ley no cambia las cosas inmediatamente.

Sobre la "brecha de género", Blanco ha indicado que no depende solo del sistema educativo, sino también de valores sociales que atribuyen a las mujeres ciertos roles profesionales.

Marín ha destacado que la educación española es más equitativa que otras.