El detenido por el asesinato de su expareja no tenía denuncias previas

Fuentes policiales han indicado que la investigación no está cerrada y mantienen abierta varias hipótesis alternativas sobre lo sucedido

EL NORTE Burgos

El hombre detenido ayer por el asesinato de su expareja, una mujer de 44 años que fue hallada muerta por heridas de arma blanca en el interior de un vehículo en Miranda de Ebro, Burgos, no tenía denuncias previas por malostratos, según han informado a Efe fuentes de la investigación.

Más información

El hombre, que fue detenido ayer por la tarde en la planta de Mercedes de Vitoria donde trabaja, permanece en dependencias policiales de Miranda de Ebro y todo apunta a que hoy no pasará a disposición judicial.

Por otra parte, fuentes policiales han indicado a Efe que la investigación no está cerrada y mantienen abierta varias hipótesis alternativas sobre lo sucedido.

La titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Miranda de Ebro, encargada del caso, ha decretado el secreto de sumario.

El hombre y la mujer asesinada, que tenían dos hijos -uno de ellos menor-, se encontraban en trámites de separación y llevaban varios años viviendo en Turiso, del municipio alavés de Lantarón.

El cuerpo de la mujer fue hallado el mediodía de ayer dentro de un vehículo y, al parecer, fue una vecina de la zona la que la vio y dio aviso a la Policía Nacional al ver que estaba cubierto de sangre.

Efectivos de Policía Nacional y Policía Local acudieron al lugar donde confirmaron que la mujer había fallecido.

Tras el levantamiento del cadáver, que se encuentra en el Instituto de Medina Legal de Burgos, los agentes se llevaron el vehículo en el que se encontraba y otro turismo próximo que presentaba manchas de sangre en el exterior.

Fotos

Vídeos