El coste del desmantelamiento será de 600 millones de euros

Planta de operaciones de la central.
Planta de operaciones de la central. / Santi Otero

Nuclenor tendrá que costear unos 100 millones y el resto correrá a cargo de la empresa nacional de residuos radioactivos

ELL NORTE

Desmantelar la central nuclear de Santa María de Garoña tendrá un coste de alrededor de 600 millones de euros, de los que Nuclenor, propietaria de la planta participada al 50% por Iberdrola y Endesa, sufragará unos 100 millones de euros. En principio, el resto correría a cargo de Enresa, la empresa nacional de residuos radioactivos.

El proceso de desmantelamiento de la central tendrá que ser asumido, en un primer momento, por su titular, Nuclenor, y posteriormente con recursos públicos procedentes de Enresa.

Según fuentes de la empresa, la extracción del combustible de la piscina de la nuclear será la última fase antes de iniciar el desmantelamiento completo. En este momento, Enresa se haría cargo de la titularidad de la instalación y de la totalidad de los costes del desmantelamiento propiamente dichos.

En ese momento, Enresa debería asumir, a tenor de experiencias anteriores en la industria nuclear, un coste cercano a los 500 millones de euros. El desmantelamiento de las centrales nucleares se financia con el Fondo para la Financiación de Actividades del Plan General de Residuos Radiactivos, cuyo importe, a cierre de 2016, ascendía a 4.968 millones de euros. De esa cuantía, 2.703 millones de euros proceden de las aportaciones de los consumidores a través de la tarifa eléctrica, frente a 1.939 millones de aportaciones de las centrales nucleares.

.

Fotos

Vídeos