CCOO y UGT se levantan de la mesa de negociación del convenio del comercio del metal

Los sindicatos consideran que las propuestas de la patronal son “torticeras” y amenazan con movilizaciones a partir de septiembre

GABRIEL DE LA IGLESIA

Los representantes de los sindicatos CCOO y UGT han decidido hoy levantarse de la mesa de negociación del convenio del comercio del metal de la provincia de Burgos al considerar que las propuestas elevadas por la patronal son “torticeras” después de cuatro reuniones.

Según informan desde CCOO, la patronal ha planteado varias cláusulas “inaceptables”, como son la subida salarial del 0,75 por ciento en los dos primeros años de vigencia del convenio y de un 1 por ciento en los dos años restantes, así como un incremento 10 horas anuales hasta alcanzar las 1.800 horas por trabajador. Además, la patronal ha planteado una sustancial rebaja del salario de los viajantes de los 18.085 euros anuales actuales a los 12.500 y un prorrateo de las tres pagas extraordinarias a criterio de los empresarios, entre otras cuestiones.

Todas ellas son, a juicio de Luis Sáez, representante de CCOO en la negociación, “inaceptables”. “Venimos de un convenio de cuatro años en el que las subidas salariales han sido del 0,5 por ciento en cada uno de esos años y encima quieren seguir atornillándonos”, asegura el delegado sindical. Por eso, insiste, es necesario que los representantes de la patronal “cambien su actitud, puesto que de lo contrario se avecina un otoño muy calentito en este sector en la provincia de Burgos”.

A este respecto, desde las centrales sindicales se avisa de la posibilidad de iniciar movilizaciones a partir de septiembre si el escenario no cambia a lo largo de las próximas semanas. “Si en las asambleas de trabajadores vemos que la gente asume nuestros postulados, propondremos una huelga en todo el sector”, asegura Sáez.

Fotos

Vídeos