El Norte de Castilla

La Guardia Civil destruye un proyectil de la Guerra Civil en Las Merindades, en Burgos

  • Una persona comunicó a la Guardia Civil el hallazgo casual de lo que parecía ser un proyectil militar, cuando se encontraba paseando por un camino

La Guardia Civil ha destruido un proyectil de artillería de la Guerra Civil encontrado por un vecino que paseaba por un camino de la comarca de Las Merindades (Burgos), según han informado a Europa Press fuentes de la Benemérita.

Los efectivos del Equipo de Desactivación de Explosivos (EDEX) de la 12ª Zona de la Guardia Civil con sede en Burgos procedieron a la destrucción de un proyectil de artillería rompedor de 75 milímetros para cañón de campaña Schneider 75/28 modelo 1906.

Una persona comunicó a la Guardia Civil el hallazgo casual de lo que parecía ser un proyectil militar, cuando se encontraba paseando por un camino de Las Merindades, por lo que una pareja de Seguridad Ciudadana se personó en el lugar para acordonar y poner la zona en seguridad.

Tras comprobar la veracidad de los hechos y una vez inspeccionada la munición visualmente por el EDEX, con las reglamentarias medidas de seguridad, fue destruido en el lugar de manera controlada.

Como han recordado las mismas fuentes, desde el día 21 de julio de 1936, cuando se entablaron los primeros combates en la zona, hasta Agosto de 1937 cuando con la toma de Santander finalizaron las hostilidades, las Merindades fueron sacudidas con continuos enfrentamientos.

En la Iglesia de Noceco de Montija se encontraba el Cuartel General del Mayor de Milicias Gregorio Villarías López de la que fuera Columna Montañesa y posteriormente 52 División del Ejercito Popular de la República.

Por el Bando Nacional el Mando recaía en el Comandante Luis Moliner, con un contingente heterodoxo de milicianos de Falange, Requetés, Juventudes Monárquicas, tres compañías del Regimiento de Infantería; San Marcial de Burgos y la tercera batería de 75/28 del 11º Regimiento Ligero número once de Burgos.