El Norte de Castilla

Un hombre se atrinchera en su casa para impedir que le lleven a un centro sanitario

  • En el suceso, ocurrido durante la tarde del jueves, se vivieron momentos de tensión porque amenazó con el uso de la fuerza para impedir el desalojo

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

Un hombre de mediana edad que vive sólo se atrincheró durante varias horas ayer en su domicilio de Arévalo, en Ávila, sin querer abrir la puerta a un equipo médico que intentaba trasladarle a un centro para que le pudieran aplicar un tratamiento que presuntamente necesitaba.

En el suceso, que tuvo lugar en la calle de Las Eras, donde reside, el varón intentó por todos los medios posibles impedir que los componentes del equipo sanitario o las fuerzas de seguridad le sacaran de su domicilio. El encierro duró varias horas.

En torno a media tarde pudieron convencerle para que cesara en su empeño de recluirse. En algún momento se vivieron momentos de tensión, cuando esta persona amenazó con utilizar la fuerza para evitar su desalojo.

La persona atrincherada, que presuntamente sufre alguna patología intelectual por la que necesita un tratamiento, es muy conocida en la ciudad. Durante su encierro colocó una pancarta en el balcón de su casa para persuadir tanto a los médicos como a los policías para que cesaran en su intento de que dejara su casa y se fuera con ellos. Mientras, solicitaba la ayuda de sus vecinos, basándose en la defensa de los deberes y derechos humanos, para que se solidarizaran con su intento de permanecer en su casa.