Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
47.315 lectores diarios RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Portada

tren turístico

La Junta y Feve se comprometen a impusar un tren turísticopor la Ribera del Duero parecido al Transcantábrico

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
El sueño que lo cambió todo
El Transcantábrico circula por Boñar./ JEROME MUÑOZ
La empresa Feve y la Junta de Castilla y León se comprometieron ayer a impulsar un tren turístico, parecido al Transcantábrico, que circulará por el corredor de la ribera del Duero y que se pondrá en marcha una vez se recupere un antiguo trazado ferroviario entre Valladolid y Ariza (Zaragoza). El presidente de Feve, Ángel Villalba, y el de la Junta, Juan Vicente Herrera, anunciaron también un nuevo recorrido entre Matallana y Valporquero durante la inauguración en León de la exposición itinerante con la que se celebra el 25 aniversario del Transcantábrico.
En diciembre de 1982, el presidente de una empresa que casi rozaba la ruina decidió no tirar la toalla. Se llamaba Fernando de Esteban y dirigía Feve. Acababa de tomar las riendas de la ferroviaria y lo que se encontró no le gustó nada: líneas abandonadas, falta de identidad empresarial, un déficit creciente y, lo peor de todo, un servicio de muy baja calidad y seguridad. Fue entonces cuando nació una idea revolucionaria. Construir un tren que fuera un revulsivo para la empresa y que fuera capaz de capitalizar los territorios y paisajes que recorría.
Lo más increíble es que Feve tardó sólo cuatro meses en poner en circulación esa idea. Junto con Atienza y Temoinsa, entre otras, transformó los viejos coches de 1920 y 1930 en un elegante hotel sobre ruedas. Los cuatro vagones salón se proyectaron inicialmente para el Metro de Londres, donde nunca llegaron a circular. En 1982 Feve los adquiere a Ferrocarriles Vascongados y los restaura. Junto a ellos, los coches cama se construyen a partir de cuatro remolques MAN con ocho cabinas dobles con literas por coche y dos cuartos de baño y un aseo.
En julio de 1983, El Transcantábrico (que toma su nombre de un libro del escritor leonés Juan Pedro Aparicio), realiza el viaje inaugural entre La Robla y Cistierna. Un cuarto de siglo después, este tren de lujo ha conseguido hacerse un hueco en el panorama turístico internacional. Poco a poco ha adquirido comodidad y en un alarde de ingenio se han ubicado una amplia cama, un armario, un maletero y un baño completo con ducha de hidromasaje. Hoy en día, Feve cuenta con dos trenes transcantábricos y 2.500 viajeros anuales. Pero en el seno de esta compañía continúan bulliendo nuevas ideas. Una de ellas es rehabilitar una locomotora de vapor que, con los ajustes necesarios para que circule con diésel, realizará desde el 2010 y bajo el nombre de El Hullero, trayectos de un día sobre todo por la zona oriental de Asturias.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Videos de Consejo de Gobierno
más videos [+]
Consejo de Gobierno
Vocento
SarenetRSS